Blog

FOLDIT: EL VIDEOJUEGO DE LA BIOQUÍMICA
Anonym
/ Categories: Noticias

FOLDIT: EL VIDEOJUEGO DE LA BIOQUÍMICA

Aprendizaje a partir de los videojuegos

Jugar FOLDIT ha sido todo un descubrimiento. Para el público en general, este videojuego sobre cómo doblar proteínas, representa una pequeña muestra de las posibilidades que podrían tener los materiales educativos para la educación básica. A penas le da unas indicaciones muy breves al jugador en el contexto de un reto (doblar la proteína, quitar los vacíos en su interior, separar los puntos de conflicto, o crear enlaces de hidrógeno) y lo lanza a jugar. Eso sí, el jugador puede volver a revisar la información y las instrucciones cuántas veces quiera, y si tarda mucho en resolver el reto o destruye su proteína, el juego le pregunta si desea volver a leerlas. El jugador empieza a jugar, y conforme va avanzando en el juego, se va dando cuenta de cómo funciona, las ayudas que ofrece, el comportamiento de la proteína, todo a la vez.

El juego permite que el jugador, quien es a la vez un aprendiz, se equivoque sin sancionarlo; y cuando juega en línea, tiene la opción de consultar a otros jugadores y pedirles su ayuda mediante una herramienta de chat—comunicación en tiempo real. Si uno se equivoca y destruye la proteína, da la opción de reinstalar una configuración previa. El jugador va subiendo de nivel; es decir, se va enfrentando progresivamente a retos cada vez más complicados que requieren de una comprensión cada vez mayor de las proteínas y de un manejo cada vez más complejo del software. Terminando el propedéutico conformado por un conjunto de treinta y dos retos, se pasa al juego “de a deveras”.

La historia de FOLDIT en sí es interesante. Un grupo de bioquímicos en la Universidad de Washington en Seattle, trabaja con un programa que hace simulaciones del comportamiento protéico de acuerdo con los diferentes contextos que los investigadores crean en el software. El problema con el programa—me parece que se llama Rosetta—es que arroja muchos comportamientos posibles y verosímiles, pero también cientos de combinaciones chatarra. Lo que los bioquímicos necesitan es movilizar a la inteligencia humana para imaginar diferentes escenarios proteícos. Esto no es una cuestión banal, pues una proteína bien doblada (o mal doblada) puede hacer la diferencia entre salud y enfermedad. Los juegos avanzados de hecho representan problemas bioquímicos reales que los científicos ponen en el juego para que jugadores de todo tipo intenten resolverlos. Y esto ha dado resultados: algunos jugadores que no son bioquímicos han llegado a ganar un reconocimiento importante por parte de la comunidad científica. He aquí un par de ejemplos:

http://www.medicalnewstoday.com/articles/234664.php y http://fold.it/portal/node/989010

Ojalá tengan la oportunidad de explorar este juego. Se puede descargar desde http://fold.it/portal/. Y tiene una página web también interesante con noticias, foro, wikis y FAQs. Ilustra muy bien lo que James Gee llama grupo de afinidad, pero eso es tema de otro artículo.

iento de la proteína, todo a la vez.

* Judith Kalman profesora en investigadora del SNI, es la coordinadora del Laboratorio de Educación, Tecnología y Sociedad (LETS) del Departamento de Investigaciones Educativas (DIE).

 

Print
5795 Rate this article:
No rating
 

Theme picker